28S 2020. Día global de la lucha por el aborto legal, seguro y gratuito.

En el marco del Día de Acción Global por el derecho al Aborto Legal que se realiza en América Latina y el Caribe, nos pareció importante repasar como está la situación hoy en nuestro país, después de que la marea verde hubiera conquistado la media sanción de la ley en 2018 para luego perder la posibilidad de que se concrete en la Cámara de Senadores.

En nuestro país desde 1921 es legal la interrupción del embarazo por algunas causales, por eso también es importante conocer cómo es la realidad hoy de la aplicación de la ILE, porque es parte de esta acción de lucha.

Presentamos tres videos en los que entrevistamos a distintas compañeras quienes desde sus ámbitos de trabajo y militancia, pelean por la conquista de este derecho y por la aplicación del ya existente.

El problema del aborto es que nos lo hacemos sólo las mujeres. Entonces, que a las mujeres se nos penalice por disponer de nuestro cuerpo nos pone en desigualdad social y jurídica con respecto a los hombres.

Ningún gobierno puede decir de sí mismo con honestidad que respeta los derechos de las mujeres, si mantiene esta desigualdad jurídica entre hombres y mujeres.

Las mujeres abortamos por muchas razones y por hacerlo, pesa sobre nosotras la cárcel. Muchas están hoy, en este momento, presas o judicializadas por abortar. Alguna lo habrá decidido porque recién había empezado un trabajo y tenía miedo de que la despidan, otra porque su embarazo fue fruto de la violencia que es ejercida sobre ella, otra porque decide hacerlo y muchas de las razones quizá no podamos ni imaginarlas.
Las mujeres abortamos y el mismo Estado que te obliga a padecer las peores prácticas para hacerlo porque lo mantiene en la clandestinidad, nos penaliza si como consecuencia de ello acudimos por ayuda a un hospital.

Independientemente de lo que cada uno de nosotros piense sobre si está bien o mal hacerlo, el aborto debe ser un derecho consagrado para todas las mujeres. A ninguna se la va a obligar, pero la que necesite abortar, debe poder realizarlo en condiciones de seguridad e higiene y la práctica debe llevarla adelante un equipo médico.

Hace dos años estuvimos muy cerca de conquistarla, pero los representantes del pueblo dieron la espalda al enorme movimiento que luchó por esa ley.

Fue un golpe enorme para un colectivo que había batallado mucho, y es la oportunidad de reflexionar sobre el carácter de la lucha por el derecho al aborto.

Lo que se pone en juego cuando luchamos por el derecho al aborto, no es sólo una ley, en todo caso la ley es un enorme avance, pero la realización efectiva de los abortos en forma gratuita para las mayorías populares no van a estar garantizadas solo por la ley, en tanto ese garante sea un Estado que responde a intereses distintos a los que reclamamos y con el agravante de que se encuentra quebrado. Lo vemos hoy con la ILE.

La lucha por el aborto legal seguro y gratuito debe desarrollarse cada vez con más fuerza porque de la forma en que se lo conquiste, será como se lo defienda cuando haya que aplicar la ley.

Gritemos todas, junto a nuestros compañeros de vida y de lucha:

Educación sexual para decidir

Anticonceptivos para no abortar

Aborto legal para no morir!

Comisión Directiva de Atrana.

#AbortoLegal2020 #AbortoLegalYa #Aborto #EsUrgente #28S #AbortoLegalEnArgentina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *